Es importante tomar en cuenta los indicadores internacionales en la materia, entre ellos destaca el Informe de Competitividad Global que elabora el Foro Económico Mundial, divulgado recientemente.

La competitividad se ha convertido en un factor determinante para el desarrollo de las naciones. Actualmente, la globalización contribuye a que las fronteras y los inversionistas busquen las mejores opciones para destinar recursos; sus decisiones van más allá de encontrar mano de obra a menores costos y los factores que analizan al momento de invertir son múltiples.

Las inversiones detonan la generación de empleos, de ahí la importancia de contar con potencial en los diversos rubros de acción, donde factores como nivel educativo de la población y calidad de la infraestructura, entre otros, son atributos que atraen o alejan a quienes busquen invertir.

Es importante tomar en cuenta los indicadores internacionales en competitividad, entre ellos destaca el Informe de Competitividad Global (ICG) que elabora el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) y que recientemente divulgó los resultados de la edición 2019.

De un total de 141 economías evaluadas por el WEF, México descendió dos posiciones, al pasar del sitio 46 en la edición 2018, al peldaño 48 este año, al obtener una calificación de 64.9 puntos; muy lejos de los 84.8 que obtuvo Singapur para colocarse en el primer lugar.

De los principales socios comerciales de México, Estados Unidos se ubicó en el segundo lugar con una calificación de 83.7 y Canadá en el sitio 14 con 79.6 puntos, en tanto que, de las economías de Latinoamérica, México se ubica en el segundo sitio, por debajo sólo de Chile, que aparece en la posición 33 con 70.5 puntos.

De los 12 pilares que el WEF evalúa, el octavo es el del Mercado Laboral, en el que México ascendió cuatro lugares, al pasar del sitio 100 al 96. En este sentido, GINgroup considera que es necesario fortalecer algunos aspectos de este renglón para incrementar las fortalezas laborales, por ejemplo, en factores como Movilidad laboral interna y la Tasa de impuesto al trabajo, donde se registraron retrocesos.

En los pilares en los que México registró otras bajas fueron Infraestructura, con cinco posiciones; Salud, bajó cuatro lugares; Habilidades, con caída de tres lugares; Estabilidad macroeconómica, la baja fue de seis lugares; Sistema financiero, cayó tres peldaños y Capacidad de innovación el descenso fue de dos sitios.

En este entorno, empresas dedicadas a la administración integral de talento humano se han convertido en un factor fundamental para fortalecer el mercado laboral e introducir soluciones innovadoras, con el fin de potenciar la competitividad de México. Tal es el caso de GINgroup, empresa líder en este segmento, que propicia, entre otros beneficios, la capacitación permanente y remuneraciones justas, lo cual impacta en una menor rotación de personal; además de ejecutar no solo la administración del talento humano, sino actuar desde la selección de los mejores perfiles para las actividades que desempeñarán.

“La competitividad es el cimiento en el que debemos fincar el desarrollo de México, por ello no debemos tomar a la ligera el resultado de los indicadores, como el Índice que elabora el Foro Económico Mundial, en el caso de GINgroup, reforzamos cada día nuestras prácticas para aportar desde la trinchera que nos corresponde, que es la administración integral del talento humano”, aseguró el Dr. Raúl Beyruti Sánchez, presidente de GINgroup.

Con acciones de este tipo, es que firmas como GINgroup logran incrementar la productividad y, por lo tanto el fortalecimiento de la competitividad, lo cual hace necesario fortalecer a esta industria.

RSS3k
Facebook59k
Twitter2k
Visit Us
LinkedIn6k