Recientemente el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), difundió La Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) en la que refleja la Población Económicamente Activa (PEA), en México esta población estaba integrada por 54.7 millones de personas, lo que representó un incremento de 662 mil personas, respecto al mismo periodo de 2016.

INEGI reportó una tasa de desempleo de 3.3%, que se traduce en 1.8 millones de mexicanos sin empleos, porcentaje por debajo del reportado en el mismo periodo de 2016, cuando fue de 3.5%. Estas cifras que proporciona la ENOE, muestran que, si bien en materia de empleos hemos avanzado, es necesario redoblar esfuerzos, ya que la Población Ocupada Informal (POI) representó un 57%, es decir, 30.2 millones de mexicanos se ubican sin empleos formales; la ENOE reporta que, por posición ocupada, 36.2 millones de mexicanos son trabajadores subordinados y remunerados, en tanto que 11.7 millones trabajan por su cuenta sin contratar personal pagado, 2.6 millones son trabajadores que no reciben remuneración alguna en diversos empleos, y 2.4 millones son propietarios de su empresa y sí generan empleos formales; la POI es aquella que agrupa a la totalidad de las modalidades de empleo informal e incluye el trabajo doméstico remunerado de los hogares, el trabajo agropecuario no protegido y los trabajadores subordinados que, no obstante, de laborar en empleos formales, lo hacen en modalidades fuera de la seguridad social, lo que los coloca en condiciones vulnerables.

GINgroup, firma especializada en administración integral de capital humano, con más de 36 años de experiencia, presidida por, Raúl Beyruti Sánchez, considera que no basta generar empleos, sino que deben ser de calidad y desde luego dentro de la formalidad, lo que debe ser un compromiso permanente de los empleadores. En el caso de GINgroup, la formalidad laboral es un punto de partida, ya que se han generado un conjunto de valores agregados que van desde aspectos de entretenimiento y deportivos, hasta aquellos que fortalecen la seguridad social, tanto de sus colaboradores directos como de sus clientes, los valores que desarrolla esta corporación son prestaciones superiores a las que marca la Ley, como descuentos, productos y servicios de salud, alimentación y entretenimiento, ninguna otra empresa en el ámbito laboral mexicano ofrece un esquema similar, el cual mejora la calidad de vida de los colaboradores, su acceso a productos y servicios de calidad y su sentido de pertenencia y lealtad hacia su empleador.