GINgroup se une a la celebración del Día del Contador, el cual se lleva a cabo cada 25 de mayo, se conmemora desde 1907, y lo hacen para reconocer esta profesión, que en México suma 111 años de ejercicio.

En México, de acuerdo con las estadísticas del Observatorio Nacional, los profesionales ocupados que cursaron estudios de Contaduría y Fiscalización son ya 735,611, cifra que precisa que los contadores forman parte de la segunda carrera con mayor número de ocupados, sólo por debajo de Administración y Gestión de Empresas, que cuenta con 863,603 profesionales ejerciendo.

Celebramos al contador público, ya que son pieza fundamental en la operación exitosa de las empresas mexicanas. La labor del contador es indispensable para la economía del país, más allá del tamaño de la empresa, ya que todas las unidades económicas requieren los servicios de un contador público, GINgroup, empresa con más de 37 años de experiencia en la administración integral de capital humano, presidida por el Contador Público Certificado, Raúl Beyruti Sánchez, sabe la importancia que los contadores públicos tiene ante empresas de alto nivel por ser una de la más gratificantes, ya que, de acuerdo con datos del Observatorio Laboral, 79.4% del total de los profesionales empleados en Contaduría y Fiscalización se ocupa en lo que estudió, lo que se trata de la cifra más alta; posteriormente se encuentra Derecho, en la que se ocupa el 78.8% de quienes estudiaron la carrera.

Las estadísticas más recientes de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES) del ciclo escolar 2016-2017 señalan que, la fuerza gremial del Contador Público se prepara en las aulas representa un total de 184,601 alumnos que cursan la licenciatura de Contaduría y Fiscalización, de los cuales 56.83% son mujeres y 43.17% son hombres. Las cifras destacan que 66.6% estudia en escuelas públicas y el restante 33.4% cursa la licenciatura en escuelas privadas.

Las cifras no son lo único que nos hace pensar que es una gran profesión, pero que requiere de esfuerzo y un desempeño total en las corporaciones, para generar un alto desarrollo y siempre sobresalir por el buen manejo de las herramientas contables.