En algún momento de nuestra vida laboral nos hemos relacionado con chicos Millennials, los que innovan y crean mejores tecnologías, pero las organizaciones se han preguntado, ¿qué es lo que buscan estos nuevos talentos dentro de su ámbito laboral?

Las nuevas generaciones no quieren una estabilidad laboral, lo que representa un peligro para el flujo del personal en todas las instituciones, por ello es importante saber que los Millennials buscan un trabajo el cual se actualice constantemente y tengan la oportunidad de escalar a puestos, enfrentándose a nuevos retos, cubriendo sus necesidades, como: horarios flexibles, más oportunidades de innovar y la facilidad de operar bajo las nuevas tecnologías; esto crea un constante cambio en las organizaciones por lo que tiene que evolucionar junto con la civilización para no comenzar a crear números rojos.

A pesar de que está en duda la estabilidad laboral de los Millennials, suelen ser emprendedores, su comunicación es mas fluida y son muy persistentes, características que a generaciones pasadas les ha costado un poco de trabajo desarrollar del todo, los Millennials son considerados muy buenos para trabajar en equipo, y no tiene problema si no están bajo una dirección, ya que no les gustan las jerarquías, por que saben que pueden cumplir sus objetivos por si mismos, son muy flexibles y aceptan comentarios positivos para poder darse cuenta de sus errores y mejorar.

Cabe mencionar que los Millennials representaran un 75% de la fuerza laboral en Mexico para 2025 así lo indico la compañía de telecomunicaciones CenturyLink, es por ello la importancia de mantener a estos jóvenes dentro del mercado laboral y como institución estar preparada con una buena estructura empresarial, para que los cambios sean favorables.

Teniendo en cuenta que los Millennials también tienen que aceptar responsabilidades y adaptarse a cierta estructura empresarial, de esta forma podrá generarse un buen ambiente en la organización y existirán brechas para tener nuevos talentos.

Por eso es importante reforzar las herramientas de trabajo, capacitar a los colaboradores y seguir innovando dentro de la empresa, para que ásta pueda relacionarse con las nuevas generaciones y mantener un buen desarrollo interno y externo.